Poemas Cristianos

Jesús El Amigo

Poemas
A Las Puertas Del Cielo
Ansianidad
Cristo
Cristo Vive
Contraste De La Vida
Dificil Lenguage
El Persequidor Perseguido
El Testamento
Esperanza Que No Averguenza
Jesús El Amigo
Jesucristo Pan De Amor
Mi Soledad
Mi Sombrío Valle
No Hay Otro Nombre
Ofrecimiento Divino
Perdonar
Qué Imagen Damos de Cristo
Reconciliación
Sin Cristo, NO
Tras Los Vidrios del Balcón
Ven A Mi
Un Amigo Fiel

Iglesia Evangélica Ministerio Sanador
San Juan, Puerto Rico

                  JESÚS EL AMIGO

                 Manuel Pérez Busto


Cuando a la necia Vanidad cantaba

cansando a mi cerebro, que estrujaba

porque a humanos mis versos halagasen,

 y de Erato los cabellos adornasen;

cuando corría detrás de las preciosas pupilas femeninas

y las rosas de su tez besaba con deleite;

cuando del alma, el precioso aceite malgastaba

en la orgía de la noche,

salió a mi encuentro, dúlcemente,

el Amigo más fiel, que mansamente,

de su Amor, en la cruz, hizo derroche.

 

Iba descalzo    De sus pies sangrantes,

que dejaban senderos denunciantes,

un camino, brotaba, iluminado..

Iba de escarnio y mofa coronado.

Iba con ropas sucias, y raídas...

En su pecho mostraba las heridas

que el látigo del Odio le marcara..

Con acento viril y con voz clara

hablome dulcemente de su Amor...

El trágico y el celebre suceso,

que embargaba a mi alma de embeleso,

a mis ojos cuajaban de dolor.

           

Su voz celeste a mis oídos era

un susurro de tierna Primavera.

Un renuevo de limpio nacimiento que

surgía en mi alma de momento;

una nueva canción gloriosa y santa,

que desde entonces canta en mi su fiel promesa, 

llevándome a la mesa del convite

 en las Bodas del Cordero...

Y seguí de buen grado,

por su camino celeste, iluminado,

al Amor más Sublime y Verdadero.


De su Espíritu Santo fui signado,

con su preciosa sangre fui lavado,

y las puertas abrió me del Hogar Celestial.

 

Pues bien, este Amigo tan hondo y principal,

que promueve en mi alma regocijos,

es sostén y cerebro de mis hijos

y los envuelve en paternal esencia...

El redunda el hogar con su presencia

 y lo bendice con la tierna esposa...

El nos libra de actos pecadores.

El pone en nuestros labios sus loores

 y su gloriosa Paz sobre nos posa.

 

Este amigo tan dulce y tan sincero,

que mi vida compró sobre el madero,

remedio es a la cruel necesidad

con su divina y santa Voluntad

que permanente sobre el Cielo Brilla...

!A El tan solo inclino mis rodillas!

!A El tan solo elevo mi oración!

A El tan solo le doy mi corazón,

pues me ampara, me viste y me sustenta...

Cuando en el siglo mi alma perecía,

salvó me y me dió sabiduría.

!Solamente Jesús es quien me alienta!

                    

Cuando tardo en su amorosa ayuda,

por la saeta aguda de la prueba

 cuajada de esperanza,

a mi Amigo esperé en su tardanza

 hasta que oyó a mi alma en el clamor...

Y cuando vino para mi el Salvador,

sobreabundó su Gracia en mis anhelos...

!Cuantos bienes llegaron de los Cielos!

!Cuanta riqueza en su Amor se alcanza!

A Él, que ahuyenta la fiebre de mi frente,

y me ayuda a saltar sobre el torrente,

a Él sea mi honor y mi alabanza.

.

rSr

Return To Iglesia Evangéilca Ministerio Sanador

Adm. por: RobbySotto